Comunidad de Puerto Esperanza planta 500 árboles para ayudar a preservar un arroyo

PUERTO ESPERANZA / Argentina (LWI) – Con participación de diversos sectores de la sociedad y de la comunidad local de la Iglesia Evangélica del Río de la Plata (IERP), fueron plantados 500 árboles nativos en los márgenes del “Arroyo Yarará”, un pequeño río que atraviesa la ciudad y que en varios sectores posee poca vegetación, lo que constituye una amenaza a corto plazo para el curso de agua.

Esta actividad es parte del proyecto “Crece selva misionera”, una iniciativa de la Fundación Hora de Obrar que pretende reforestar 300 hectáreas de árboles nativos en toda la Provincia de Misiones. La acción en Puerto Esperanza se realizó en conjunto con la propia Fundación Hora de Obrar, que proveyó los plantines y la Dirección de Ecología de la Municipalidad de Puerto Esperanza. La plantación se realizó al borde del arroyo, entre las calles 9 de Julio y La Pampa de esa ciudad, en un parque donde años atrás había mucha basura que contaminaba el lugar y el cauce del río.

El diácono Rubén Mohr de la IERP contó que “las próximas actividades serán diversas charlas en escuelas y la ciudad para tomar conciencia de la importancia de los árboles, además de plantar árboles en diversos espacios públicos”. Sin embargo, la acción no se detiene allí, porque aspiran en “el próximo año hacer una plantación aun mayor a la de hoy”, puntualizó.

De la actividad participaron Romario Dohman y Cristian Otenweller del Proyecto “Crece Selva Misionera”. Desde el Gobierno Municipal tomaron parte el Secretario de Gobierno Eduardo Raimondi, el Director de Ecología César Villalba y varios colaboradores y colaboradoras. Además, contaron con la participación muy activa de Sofía Benítez y Antonela Rojas, jóvenes del grupo de pre confirmandos de la IERP, quienes además realizaron un trabajo práctico como parte de su capacitación. También hubo participación de voluntarios y voluntarias.

Los y las participantes contaron con alegría que durante el trabajo pudieron avistar algunos animales silvestres que se creían extintos en la región, lo cual fue tomado como una bienvenida a una nueva etapa en la que comienza a darse más importancia al cuidado de la creación.

Fuente: FLM | Red de Comunicaciones – LAC

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *