Reconocimiento Recíproco del Ministerio Ordenado

Entre las Iglesias:
Discípulos de cristo
Evangélica del Río de la Plata
Evangélica Luterana Unida
Evangélica Metodista Argentina
Evangélica Metodista del Uruguay
Presbiteriana San Andrés
Evangélica Valdense del Río de la Plata

Nuestras iglesias afirman juntas que cada una de ellas se reconoce a sí misma como Iglesia de Jesucristo. Sus Confesiones se enmarcan en las doctrinas cristológicas trinitarias de la antigua Iglesia cristiana. Cada una de ellas procura hacer, con la ayuda de Dios, lo que corresponde a una Iglesia de Cristo en cuanto a la Palabra y los Sacramentos. Toda persona bautizada es parte de la Iglesia Universal, y por lo tanto, se acepta la realidad de Cristo en otro grupo compuesto por bautizados. El ministerio ordenado en cada Iglesia tiene validez para ella: este hecho quedaba implícitamente afirmado en nuestra cooperación ecuménica desde el pasado como en el presente. De aquí en adelante queremos reconocerlo en modo explícito.

El hecho de haber podido concertar en las anteriores afirmaciones comunes, nos ha animado como Iglesias a realizar un paso más en el camino de nuestras relaciones ecuménicas. En vista de ello, nuestras Iglesias reconocen que Dios Padre, Hijo y Espíritu Santo llama a su pueblo por el Evangelio, en el cual se nos anuncia la voluntad salvífica del Señor. Esta voluntad que es universal, se expresa en formas diferentes y por lo tanto, trasciende nuestras respectivas tradiciones eclesiásticas. A los efectos de reunir y alimentar a su pueblo, reconocemos que Dios utiliza la proclamación de la Palabra y la administración de los sacramentos. Hemos comprobado que, en las diversas tradiciones de los sacramentos, constituyen las funciones básicas del ministerio pastoral ordenado. Sobre la base de estas afirmaciones y reconocimiento anteriores, han resuelto suscribir el documento del reconocimiento recíproco del ministerio pastoral ordenado.

La Iglesia Evangélica del Río de la Plata, la Iglesia Evangélica Valdense del Río de la Plata, las Iglesias Reformadas en Argentina, la Iglesia Evangélica Metodista Argentina, la Iglesia de los Discípulos de Cristo y la Iglesia Evangélica Metodista del Uruguay, en respuesta a la acción del Espíritu Santo, han ido descubriendo a lo largo de su historia, con las diversas formas de cooperación ecuménica, entre las que se encuentra un Instituto en el que sus pastores reciben su capacitación bíblico-teológica en conjunto (el ISEDET), consideran:

a) que se sienten partícipes de un ministerio común en medio de los pueblos de esta región.

b) que reconocen líneas comunes, dentro de una variedad en sus respectivas tradiciones eclesiásticas y, en consecuencia RESUELVEN expresar el reconocimiento recíproco de su ministerio ordenado (que designamos indistintamente como pastor, ministro o presbítero).

Esto implica que el ministerio ordenado en cualquiera de nuestras Iglesias será reconocido con validez plena en las otras. En caso de un eventual llamado a uno de nuestros pastores para cumplir su ministerio en otra Iglesia, la misma no le exigirá una nueva ordenación.
En el templo de la Iglesia Evangélica del Río de la Plata, sito en Sucre 2855, en Buenos Aires, a los dieciséis días del mes de octubre de 1988.

Por Iglesia Evangélica del Río de la Plata
Por Iglesia Evangélica Valdense del Río de la Plata
Por Iglesia Evangélica Metodista Argentina
Por Iglesia de los Discípulos de Cristo
Por Iglesia Evangélica Metodista del Uruguay

Sínodo de Eldorado, Misiones, 18-22/10/1986
VI Asamblea General Ordinaria y XXIX Conferencia Sinodal
Págs. 226-228

Que la Iglesia Evangélica del Río de la Plata apruebe el reconocimiento del ministerio pastoral entre las siguientes Iglesias asociadas del Instituto Superior Evangélico de Estudios Teológicos: Discípulos de cristo, Evangélica del Río de la Plata, Evangélica Luterana Unida, Evangélica Metodista Argentina, Evangélica Metodista del Uruguay, Presbiteriana San Andrés y Evangélica Valdense del Río de la Plata”.