Jueves 18 de marzo

Cuando comience a suceder esto, tengan ánimo y levanten la cabeza, porque está por llegarles la liberación.

Lucas 21,28 (BPD)

Con frecuencia nos enfrentamos a nuevos virus que nos obligan a extremar medidas de cuidado. Gripe aviar, porcina, corona virus. Y siempre volvemos a mirar el futuro con esperanza. En los peores momentos. En las situaciones más difíciles sacamos una fuerza interior que nos impulsa a mirar hacia mañana con nuevos ánimos.

En ocasiones sentimos que la Fe es el motor que arrastra el carro de la Esperanza y en otras la Esperanza da fuerza a la Fe. Frente a los anuncios de acontecimientos que nos arrinconan al límite de nuestras fuerzas, el Evangelio sigue insistiendo: “levanten la cabeza, tengan ánimo”. Siempre es una buena noticia proclamar Esperanza y ánimo. Que el miedo no tenga un lugar en nuestra vida.

Quédate con nosotros, Señor de la esperanza, el mundo que tú amas hoy lucha por vivir; y aunque a veces dudamos de tu presencia en casa no dejes que la noche nos sorprenda sin ti. (Canto y Fe N° 360)

Sergio López

Lucas 21,20-28

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *